Utilidad del tratamiento antirreflejante en la lente.

Cuando vamos a comprarnos una gafas nuevas, siempre nos plantean la opción de incorporar o no el tratamiento antirreflejante, y a menudo solemos preguntarnos si es realmente necesario y aconsejable. Intentaremos despejar la mayoría de dudas, remarcando sus beneficios:

  • Reducción de la fatiga ocular:  Debemos saber que unas gafas con lentes sin tratamiento antirreflejante, no deja pasar toda la luz que le llega. Se estima en un 8-16% de pérdida de luz, según sea el material de la lente. Esta luz, es reflejada y causa una disminución de la calidad visual en el ususario. Por el contrario, si incorporamos el tratamiento antirreflejante, entre el 98-99% de los rayos de luz pasarán a través de la lente, y ésta tendrá una excelente trasnsparencia.

El tratamiento antirreflejante será especialmente beneficioso en aquellos usuarios de gafas que trabajen muchas horas delantede un ordenador, bajo las luces de fluorescentes, teléfonos móviles, TV, etc.

  • Visión más nítida: Es importante incorporar este tratamiento en condiciones de baja iluminación, ya que nos va a reducir el deslumbramiento e incrementar el contraste, permitiéndonos reconocer mejor los colores. Así pues, el antirreflejante resultará especialmente aconsejable de incorporar, si el usuario conduce ( sobretodo de noche), al permitir una respuesta más rápida ante cualquier situación inesperada.
  • Lentes más estéticas: al se un tratamiento que elimina los reflejos, los ojos del usuario se verán de manera parecida al hacho de no llevar gafas, mejorando la estética de nuestra imagen.
  • Gafas con cristales más fáciles de limpiar: Actualmente, muchos de los tratamientos antirreflejantes llevan incorporados otros adicionales, como son los tratamientos hidrófobos, que repelen de manera efectiva el agua, polvo y grasa de la lente, permitiendo que la limpieza de nuestras lentes sea más rápida, sencilla, duradera, y a la vez más resistente al rayado.
  • En lentes progresivas: el tratamiento antirreflejante siempre debería estar incluído, ya que debido al diseño de este tipo de lentes podrían aparecer reflejos e incluso imágenes doble parásitas derivadas de un prisma que éstas llevan incorporado.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *